¿Se plantea comprar una televisión para el dormitorio? Pues piénselo de nuevo porque podría arruinar su vida sexual. Un estudio realizado por una sexóloga italiana halló que las parejas que han puesto una televisión en el dormitorio tienen relaciones sexuales la mitad de veces que aquellas que no la tienen.

"Si no hay televisión en la habitación, la frecuencia (de relaciones sexuales) se duplica", dijo Serenella Salomoni, cuyo equipo de psicólogos cuestionó a 523

parejas italianas para ver qué efecto producía la televisión en su vida sexual.

De media, los italianos que viven sin televisión en el dormitorio tienen relaciones sexuales dos veces a la semana, u ocho veces al mes. Esta cifra cae a una media de cuatro veces al mes para aquellos que tenían televisión, dijo el estudio.

Por encima de los 50 años el efecto se acentúa más, y la media de siete actos sexuales al mes cae a sólo 1,5 veces.

El estudio detectó que hay ciertos programas que impiden más la pasión que otros. Las películas violentas detendrían las relaciones sexuales a la mitad de las parejas, mientras que los ‘reality shows’ hacen descender la pasión en un tercio de las parejas.

Fuente: REUTERS