¿Portátil o Laptop del futuro? Macbook Air 0

Y dijo Steve Jobs cuando presentó el Macbook Air hace ya unos días: “Este es el nuevo Macbook Air, creemos que es el futuro de los portátiles”. ¿Estaba en lo cierto? Repasemos por un momento qué características tiene. En primer lugar, lo más destacable es la eliminación de cualquier tipo de parte mecánica, y la reducción al absurdo del tamaño destinado a la placa del ordenador, siendo la mayoría del tamaño destinado a batería. Peso ínfimo, encendido instantáneo, cómodo… desde mi punto de vista, creo que Steve Jobs ha dado en el clavo y sí va a ser donde se van a reflejar los portátiles del futuro.

 

En mi experiencia personal, he tenido la obligación de moverme mucho con ordenadores portátiles. Como me di cuenta pronto, y mucha gente como yo, el concepto de ordenador portátil, a veces deja bastante que desear. Cuando tienes que llevar al hombro una maleta que pesa como media vida, con los cables, alimentación, el equipo… ¿Dónde está el portátil entonces? El último que llevo va en un trolley que bien podría servirme vaciado como maleta para irme de vacaciones durante un fin de semana. La necesidad de cargar con grandes componentes a los equipos, ha hecho en gran parte que las marcas se olviden que en realidad este tipo de dispositivos son para poder moverse con ellos.

Este verano, he sentido por primera vez con el Macbook unibody blanco de policarbonato, que realmente aquello era un portátil, y si este nuevo Macbook Air mejora eso, entonces me ha conquistado a la primera. Como hemos podido leer, la crítica se ha enamorado de este equipo. Consumer Reports le otorga la máxima puntuación, tiene una pantalla única en su especie y además, los tests de velocidad y rendimiento han sido tan espectaculares, por lo que todo son elogios para la máquina, llegando a compararse con la gama Pro.

 

Analizando los cambios introducidos en el Air, una de las lacras que tienen actualmente los portátiles y que al final tienen un uso muy circunstancial, son las unidades ópticas. El anterior Air tampoco traía y este repite fórmula. Ninguno de los portátiles de casa tiene mucho uso de ella, y ni siquiera el propio iMac. El único que uso es el grabador del PC porque es el que se encarga de pasar contenidos a disco, pero realmente mis lectores suelen ser el Bluray o el DVD de sobremesa, pero nada de ordenadores. Hablando con mucha gente, tienen las mismas costumbres y los discos ópticos, poco a poco, empiezan a perder su protagonismo.

Si hablamos de discos duros, aún les queda que decir, sobre todo en sobremesas, pero lo que es cierto es que la tendencia a la eliminación de las partes mecánicas es el futuro. En el momento en que la memoria flash se ponga al nivel económico de los discos duros, estos empezaran a desaparecer. La prueba son los hasta 256GB de capacidad que puede alcanzar el Air de gama alta, 6GB más que algunos modelos Macbook con disco duro. Ahora mismo, se paga mucho la diferencia, pero todos sabemos que el tiempo los irá abaratando.

De esta forma, hablamos de un portátil permanentemente conectado (una de las grandes ventajas del iPad) que no haya que encender sino que ya lo esté, que pese muy poco y que de un rendimiento más que suficiente para lo que podría llamarse un nivel medio de uso. Hay que gente que considera que el Core 2 Duo del nuevo Air es insuficiente, pero la pregunta es ¿para qué es insuficiente? No estamos hablando de un portátil pro que pretende sustituir a la máquina de trabajo, pero incluso en ese aspecto, el nuevo Macbook Air está perfectamente capacitado para trabajos ofimáticos, internet, reproducción de vídeo, edición…. Como ejemplo, el Macbook blanco unibody de policarbonato me dio un buen rendimiento este verano con Adobe Premiere CS5, y si partimos de la base que el Air es superior, nos damos cuenta que a día de hoy, y depende de qué perfiles, la potencia de un Core 2 Duo es ya más que suficiente para tener un portátil preparado para casi cualquier cosa, por muy “anticuado” que lo consideren algunos.

Con todo esto, vengo a decir que la combinación y el increíble trabajo industrial que ha hecho Apple con este portátil, va un paso más allá, que efectivamente, como pasó con el iPad, ahora el resto de marcas querrán copiar. Un auténtico ordenador portátil, ligero, preparado, con grandes prestaciones, robusto… Mucha gente pensará que pedir por un hardware como un Core 2 Duo a partir de 1.000€ es estar loco, pero son la gente que no entenderán lo que están comprando. Gente que no entiende el increíble trabajo que hay detrás de esta máquina, la tecnología punta que la construye y las capacidades que tiene.

Sí, estoy convencido que este el primer paso para lo que serán los portátiles en el futuro. En el momento en que la tecnología permita mayor capacidad para las baterías en menor tamaño, estaremos entrando en el futuro.

Busquen ustedes un portátil de similares características, peso, pantalla y prestaciones con los índices de rendimiento que da el Air, y luego díganme cuánto vale. Y no olviden sumarle el precio del sistema operativo y del iLife. No me cansaré de repetirlo: Mac es caro. Tan caro como un Mercedes o un BMW lo es comparado con un Seat o un Citroen.

Detalles de Macbook air

Fuente: JCF de appleweblog.com

Según Consumer Reports las MacBook son las mejores portátiles