Actualidad

Toyota Corolla prohibido en Brasil

En los últimos meses Toyota convocó para la revisión por problemas de seguridad a más de ocho millones de automóviles en todo el mundo

El Ministerio Público del estado brasileño de Minas Gerais prohibió a partir de este jueves la venta del Toyota Corolla, después de que algunos vehículos de ese modelo fabricados en esa región presentaron defectos en su aceleración.

"Según el fabricante, el problema es causado por la falta de fijación del tapete, pero esa información no es dada al consumidor al momento de la compra, ni está visible en el interior del vehículo", dijo en una nota el fiscal de Justicia de Defensa del Consumidor de Minas Gerais, Amauri Artimos da Matta.

El fiscal señaló que la advertencia "consta sólo en el manual de instrucciones del carro, lo que no atiende la exigencia del Código de Defensa del Consumidor En Minas Gerais, estado del sudeste brasileño, nueve vehículos han presentado ese problema, según la procuraduría.

La venta del automóvil será retomada cuando el fabricante adopte medidas que impidan el cambio del tapete original de fábrica y efectúe el de los tapetes de los vehículos (que están) en circulación", agregó al nota.

Portavoces de la compañía convocados por una comisión de la Asamblea Legislativa de Minas Gerais indicaron que el problema era por la falta de uso de las presillas originales en los tapetes, pero los diputados regionales consideraron que la empresa no informaba debidamente de ese asunto.

Toyota Brasil todavía no se ha pronunciado sobre la decisión de la Justicia.

En Estados Unidos, Toyota aceptó esta semana el castigo impuesto por las autoridades por ocultar durante meses un defecto en sus vehículos, al acordar el pago de una multa de 16,37 millones de dólares, aunque dijo que esto no supone reconocer su culpabilidad.

La multa fue impuesta por el mismo defecto que, en algunos de los modelos más populares de Toyota, hace que el pedal del acelerador se quede atascado y tarde en recuperarse una vez que el conductor deja de aplicar presión, lo que puede provocar aceleraciones involuntarias.

Fuente: mr / Reporte360