Actualidad

“Los sitios gratis nos están matando”

 

“Los sitios gratis nos están matando” 0

Es un tema crucial para la internet tal como la conocemos: por ahora, casi todo es posible “de gratis” en la red – videos gratis en YouTube, espacio gratis en Rapidshare, catálogos de libros gratis en anobii y Shelfari, organizadores gratis en Basecamp, correo gratis en Hotmail, noticias gratis en Yahoo!, enciclopedia gratis en Wikipedia, amistades gratis en Facebook, documentos gratis en Google Docs. Y esta lista es la más corta que pudimos hacer.

¿Pueden seguir siendo gratuitos los servicios en Internet? ¿Y por cuánto tiempo?. Hank Williams, un empresario neoyorkino cuyo artículo sale publicado hoy en el blog Silicon Alley Insider espera que este modelo de “todo gratis” se acabe pronto, porque “está matando a los trabajadores honestos de la Internet” gracias a los miles de millones que invierten los “capitalistas de riesgo” en financiar servicios gratuitos en Internet:

Creo que debería ser posible comenzar una pequeña empresa y tener un pequeño número de clientes con los que ganarse la vida. De allí, sería posible trabajar duro y hacer crecer el negocio substancialmente. Hasta hace poco, ésta era la “manera americana”, y se aplicaba a la tecnología tanto como a cualquier otro negocio. Pero ya no más.

En el mundo “gratis” de hoy, en la mayoría de los ramos de negocios en línea, es imposible comenzar un pequeño negocio autosustentable y hacerlo crecer. Esto es porque en el mundo digital, la publicidad – la única fuente de ingreso real – no puede mantener una pequeña empresa digital. Si estos negocios se basaran en la idea de que la gente paga por los servicios, entonces las pequeñas compañías podrían tener éxito en pequeña escala y crecer. Pero es muy difícil cobrar algo cuando tu competencia es gratis.

El problema con los negocios basados en la publicidad es que no funcionan si no es a gran escala. En el pasado, un buen producto o servicio podía dirigirse a un nicho del mercado y tener éxito sin ser un home-run. Hoy, un home-run es necesario porque si no alcanzas una escala masiva, los anunciantes no se interesan.

(…)

¿Cómo llegamos hasta aquí? Gracias al “venture capital”: los capitales de riesgo. Los capitalistas de riesgo han distorsionado el mercado, invirtiendo millones de dólares en compañías con el objeto de hacerlas grandes muy rápido y preocuparse por los ingresos de publicidad después. Como resultado, se compite por los usuarios y no por los clientes. Desafortunadamente, para arreglar esto, muchas compañías tendrán que morir.

Cuando haya menos “gratis” flotando por ahí, una dinámica más regular de la oferta y la demanda tendrá lugar y los clientes tendrán que pagar por las cosas que les interesan. Mientras, ¿por qué tendrían que pagar los consumidores por los productos y servicios que los capitalistas de riesgo y los inversionistas de fondos de pensiones están dispuestos a darnos gratis?

La buena noticia es que en algún punto, los capitalistas de riesgo tendrán que darse cuenta lo tonto que es todo esto, y dejarán de regalar todo lo que hay de valioso en la Internet. Todo esto terminará cuando los capitalistas de riesgo ya no puedan engrandecer sus compañías porque allá afuera, ya habrá demasiadas cosas gratuitas patrocinadas por los inversionistas.

El artículo ya tiene una respuesta, de parte del corresponsal de tecnología del diario “The Globe and Mail“, Mathew Ingram:

En resumen, Hank cree que todos los startups financiados por capitalistas están ensuciando la web con sus aplicaciones gratis y arruinando a los tipos trabajadores como él, que sólo quieren ganarse el dólar honestamente proporcionando un servicio de calidad a cambio de dinero de verdad.

Esta es una historia conmovedora, ¿pero es cierta? No hay duda de que muchos servicios de la web han tomado el camino de la gratuidad, y ciertamente en el mundo de los inversionistas hay cierto segmento que cree que necesitas construir algo a gran escala primero, y luego conseguir la manera de rentabilizarlo. ¿Pero fueron los inversionistas quienes inventaron esto y obligaron a los empresarios de Internet? Difícilmente: En cualquier caso, es un fenómeno que nace de lo que cuesta administrar un negocio en la web.

¿Por qué hay tantas cosas gratis? (…) Porque pueden ser gratis. Cosas que antes eran muy caras (servicios, como la información) tenían altos costos por la naturaleza de esos negocios, pero ahora una gran parte de esos costos se ha eliminado ¿Quiere decir que todo deber ser gratis? No, pero muchas cosas están bien cerca de serlo, y una vez se ha establecido el valor de ese servicio es mucho más fácil hacer publicidad en él o cobrar por él.

Es la filosofía del enfoque “freemium” (mitad gratis, mitad premium).Dale a la gente algo de lo que tienes por nada, y espera a ver si les gusta. Si les gusta, ofréceles un poco más por una pequeña tarifa. Funciona para SmugMug.com, para 37signals.com y para muchos otros. (…) Los capitalistas no tienen nada que ver con que Hank Williams se gane su salario honestamente

Vía Silicon Alley Insider | Ilustración Stabilo-Boss via Flickr