Facebook y Palm se roban a los empleados de Google y Apple 0

Varias compañías, especialmente Facebook y Palm, están haciendo su agosto reclutando dentro de las filas de Apple y Google, para irritación de las juntas de directivos. Uno de los más afectados ha sido Steve Jobs, quien protege a sus cerebros con un celo paranoico hasta el punto de prohibirles que se hagan conocidos en la industria a través de blogs y evita que se publiquen sus nombres y cargos en la web de la compañía

Jon RubinsteinEl “robo de talentos” en Apple comenzó en 2006, con la partida del vicepresidente de Ingeniería de Hardware y jefe de la “División iPod”, Jon Rubinstein, considerado “el verdadero padre del iPod”. En una visita a una planta de Toshiba, Rubinstein reconoció en los pequeños discos duros de 1.8 pulgadas (que Toshiba no sabia en qué utilizar) la tecnología clave que haría al iPod tan pequeño y elegante.

Rubinstein dejó Apple para ser el Presidente de Palm, Inc., una empresa que fue líder del mercado de computadores de mano con sus Palm Pilots pero cayó por culpa de malas decisiones de los ejecutivos (como partir en dos la compañía: una de hardware y una de software) y la entrada de Microsoft y sus aliados (HP, Dell, Compaq, y muchas más) en el negocio móvil, con las Pocket PC.

A pesar de la debacle, Rubinstein y la firma de capitales de riesgo “Elevation Partners” (uno de sus socios es Bono, el cantante de U2) están convencidos de que podrán salvar a Palm de la quiebra, y para ello Rubinstein ha estado “pescando” entre los mejores ejecutivos de Apple – por haber trabajado casi 10 años en Cupertino, Rubinstein sabe quién es quién dentro del campus de Steve Jobs.

Palm le arrebató a Mike Bell, jefe de Hardware de las Mac, para situarlo como su Vicepresidente de Desarrollo de Productos y más recientemente, a Lynn Fox, encargada de relaciones públicas de Apple para línea de computadoras Mac.

Rubinstein y Palm han mantenido un silencio sepulcral acerca de los ejecutivos que ha convencido de unírseles, en lugar de anunciar los nuevos “reclutas” con bombos y platillos como se estila. Mientras, Apple rebusca en los contratos para tratar de demandar.

Un número no determinado de ingenieros se han marchado de Apple para unirse a Palm, haciendo a más de uno preguntarse ¿por qué dejar una compañía como Apple, en la cresta de su ola, para trabajar con una empresa casi quebrada y que sobrevive sólo gracias a un producto?

Palm, que ha estado viviendo casi exclusivamente de su teléfono inteligente Palm Treo (competidor directo del iPhone), debe estar ofreciendo unos paquetes realmente atractivos a los empleados, y al parecer incluyen lo que Apple les niega: acciones de la compañía.

Mientras, en Google también sufren de fuga de cerebros que huyen hacia Facebook, una compañía que trata de emular a la empresa de Mountain View en su plataforma de anuncios publicitarios. Google se ha convertido en una empresa con “demasiados ejecutivos”, dicen en Valleywag, y por primera vez el crecimiento del número de ejecutivos que manejan la empresa es más rápido que el crecimiento del precio de la acción. Google, que comenzó con 10 ejecutivos, ahora tiene 54. “Denle 5 años más, y Google será igual a Yahoo!… lleno de gerentes medios inútiles que sólo cobran un cheque gordo de la nómina y navegan por Facebook y Valleywag todo el día”, escribió un comentarista.

Facebook, dicen, es el nuevo paraíso para los ingenieros de computación: es una empresa joven, irreverente y, como hizo Google al principio, paga bien porque está buscando a los mejores del mercado. Y se ha llevado tantos ingenieros de Google que ahora necesitan un chef que haga las delicias a las que los ex-googlers están acostumbrados, en lugar de las bandejas de comida congelada y para llevar que comen en las oficinas de la red social. La primera baja en el departamento de comida fue el chef Josef Desimone, quien trabajará desde ahora para Facebook.

Sheryl Sandberg Pero Facebook también se llevó a principios de marzo a Sheryl Sandberg, la mujer que se ocupaba de Google Adwords, el sistema automatizado de compra de publicidad que cuenta por la mayor parte de los ingresos de Google.

La veterana Sandberg, que tiene bastantes más años que el resto del tren ejecutivo de Facebook, es la nueva COO (Chief Operations Officer), responsable de administrar las operaciones diarias de la compañía. Y con su contratación, Facebook adquirió a una de las pocas personas en el mundo que sabe manejar una plataforma exitosa de publicidad masiva en Internet.

Foto OfficeSnapshots