Sustancias insólitas que se usan para producir productos de belleza 0

Las propiedades antienvejecimiento y exfoliantes de algunas sustancias las llevan a estar incluidas en productos de belleza. Este es el caso de las escamas de pescado, el estiércol de ruiseñor y el colágeno humano, entre otras.

Los sitios de internet Top-10-list.org y Toptenz.net presentan algunos de los ingredientes más extremos que se emplean al producir ciertos cosméticos. Tal es el precio de la belleza:

 

 

1. Bótox. De acuerdo con el Protocolo de Ginebra y la Convención sobre Armas Químicas, la toxina botulínica es un arma química. Esto es porque ingerida o mal aplicada, la bacteria Clostridium botulinum, a partir de la que se desarrolla el bótox, es capaz de producir una intoxicación total del sistema nervioso humano, parálisis y muerte instantánea.

2. Crema de veneno de serpiente. De igual manera que el bótox y el colágeno, es veneno de las cobras contiene una neurotoxina capaz de paralizar el sistema nervioso. En las dosis adecuadas, este veneno tiene la capacidad de disminuir las arrugas y estirar la piel. Es por ello que la industria cosmética lo utiliza para crear cremas que surtan esos efectos.

3. Médula ósea de pollo. Está contenida en mucha de las cremas que vende la industria cosmética, especialmente en aquellas que prometen rejuvenecer la piel. La médula ósea contenida al interior de los huesos de pollo tiene como uno de sus principales ingredientes a la glucosamina, una sustancia antiinflamatoria que promueve la regeneración celular.

Sustancias insólitas que se usan para producir productos de belleza 1

3. Escamas de pescado. Son responsables del brillo nacarado que se observa en gran parte de los esmaltes para uñas, lápices para labios, lociones y cremas. Se trata de uno de los productos más solicitados por la industria cosmética.

5. Crema de placenta humana. Se utiliza como activo antienvejecimiento y antiarrugas debido a su capacidad de fomentar la regeneración de las células y los tejidos. Su origen humano, además, la vuelve un ingrediente al que las personas no se hacen dependientes ni alérgicas. Suele provenir de embriones y placentas de niños no natos.

6. Estiércol de ruiseñor. Recolectada cuidadosamente, esta sustancia contiene una enzima capaz de remover células muertas, exfoliar y aclarar la piel. Sus bondades fueron descubiertas en Japón, donde se fabrican cremas con esta sustancia, que también se añade a los líquidos que forman los vapores de ciertos spas.

7. Semen de toro. Desde tiempo atrás se han utilizado espermatozoides de bacalao para endurecer el agua y producir lociones. Pero a últimas fechas, se ha descubierto que el semen de toro empleado en shampoos y enjuagues provee al cabello humano un brillo natural que ninguna otra sustancia parece brindar.

8. Colágeno hecho a partir de células humanas. Empleado en forma de inyecciones para reducir las arrugas, estirar la piel y dar volumen a los labios, el exceso de colágeno puede hacer que un bello rostro se vea desproporcionado, como es el caso de algunas actrices venezolanas. Por si el riesgo fuera poco, las inyecciones de "colágeno humano" se desarrollan a partir de células de embriones y placentas de niños no natos.

9. Urea. Este es un compuesto químico presente en la orina. Sus cualidades de retener el agua, lo hacen un ingrediente esencial de antitranspirantes, desodorantes, shampoos y cremas hidratantes

10. Prepucio humano. Hay argumentos para creer que el prepucio de un bebé favorece y acelera la regeneración de la piel. Especialmente las cremas y otros productos antiarrugas lo utilizan como parte de sus ingredientes.

Fuente: http://de10.com.mx/9536.html