Windows XP permite incrementar la productividad en el trabajo expandiendo el tamaño de su escritorio. Conectando hasta diez monitores, puedes crear un escritorio lo suficientemente grande que permite contener numerosos programas o ventanas. Puedes trabajar en más de una tarea a la vez moviendo los ítems de una ventana a otra. Edita tus imágenes en un monitor mientras que ves la Web en  otro. También puedes ver un solo documento en múltiples monitores, para ello sigue estos pasos:

  1. Una vez que se tiene el segundo monitor conectado a una segunda tarjeta de video 

  2. Enciendes tu computadora. y Windows detecta automáticamente el nuevo Hardware e instala los drivers apropiados.

  3. Con el ratón derecho haces clic en una zona libre del Escritorio sobre Propiedades.

  4. Luego escoges la pestaña Configuración y haces clic en el icono del monitor, que representa el monitor que quieres usar adicionalmente a tu monitor primario.